Francesco Bagnaia (Hawkers) partirá en la quinta posición de parrilla en el Gran Premio de Austria. El italiano de la VR46 Riders Academy, ha logrado su mejor clasificación hasta ahora en la categoría de MotoGP. Álex Rins lo hará desde la séptima posición.

Francesco Bagnaia se ha adjudicado un lugar en la segunda fila de parrilla para la carrera del Gran Premio de Austria, tras hacerse con la quinta posición en la Q2. El piloto de la VR46 Riders Academy llegaba de pasar el corte de la Q1 y, en un circuito que favorece a las Ducati, ha sabido sacar el máximo partido en la sesión decisiva. Por primera vez, saldrá en las posiciones delanteras en MotoGP, una oportunidad única para codearse con los pilotos más competitivos de la categoría y poder luchar en las posiciones delanteras, si firma una buena salida. La ‘pole’ ha sido para Marc Márquez, quién ha implementado un buen ritmo desde la primera sesión de entrenamientos y en la segunda plaza, de nuevo ha dado la ‘sorpresa’ Fabio Quartararo, que ha dejado a Andrea Dovizioso en la tercera posición en los últimos compases de la sesión. Maverick Viñales (4º) y el japonés Taakaki Nakagami (6º) acompañarán a Bagnaia en la segunda línea.

Además, el piloto de Turín ya sabe lo que es subirse al podio del Red Bull Ring de Spielberg, pues el año pasado ganó en la categoría de Moto2. A pesar de que no se presenta una carrera fácil, juega con la ventaja de que la Ducati siempre se ha adaptado muy bien al trazado austríaco, pues siempre ha ganado la marca de Borgo Panigale en los tres años de Gran Premio en esta pista.

«Hemos mejorado las sensaciones con el tren delantero, que era lo que necesitaba», Bagnaia

Bagnaia tras el cronometrado: «Desde el viernes en Brno (República Checa) hemos dado un paso adelante. Hemos trabajado mucho. Podríamos decir que el resultado en cierta forma, ha sido motivo de la tranquilidad que tenemos ahora, que eso siempre ayuda. Sabemos que esta moto se adapta bien a este tipo de circuitos pero al final para mi lo importante es haber alcanzado buenas sensaciones con la moto. Hemos encontrado mejoras. Me encuentro muy bien, hemos mejorado las sensaciones con el tren delantero, que era lo que necesitaba y ahora puedo frenar en la entrada a curvas y girar más. Hoy en la Q1 ya me encontraba bien. Hemos completado una buena sesión, nos habíamos guardado el neumático medio para la Q2 y sabíamos que íbamos con buen ritmo. Eso es muy importante para mañana». 

Álex Rins (Hawkers) saldrá desde la tercera fila de parrilla, ocupando la séptima posición. El piloto catalán no logró terminar en el top10 en el primer día de entrenamientos libres y ya dejó claro que el objetivo del sábado era entrar a la Q2 y clasificarse en la segunda o tercera fila. El objetivo ha sido cumplido, siendo un circuito donde la Suzuki, a priori, sufre más que las otras motos y mañana buscará luchar en el segundo grupo. Aunque, conociendo a Rins en las carreras, donde siempre da un paso adelante, no habría que descartar que pueda pelear por el podio.

«Haremos todo lo posible para estar luchando con las Yamaha», Rins

Álex Rins: «Estoy especialmente contento porque he hecho mi mejor vuelta aquí en el circuito de Spielberg rodando solo. En la primera tirada de la sesión cronometrada, he igualado mi tiempo y después he logrado rebajarlo hasta cuatro décimas. Considerando los problemas que tenemos, no está nada mal. Debemos estar centrados en la carrera de mañana. Está claro que Marc está un paso por delante de nosotros, quizá también Dovizioso, pero haremos todo lo posible para estar luchando con las Yamaha. Podemos liderar el segundo grupo. Nos falta un poco de estabilidad frenando y aceleración pero también hay que ver donde están todos con depósito lleno. Antes de venir aquí ya sabíamos que íbamos a sufrir en esta área, así que lo daremos todo. El equipo está poniendo de su parte para mejorar en este aspecto».

Habrá que esperar a mañana a las 14h, cuando la carrera de MotoGP de luz verde para saber si tendremos un nuevo podio Hawkers en el Gran Premio de Austria.